viernes, 13 de mayo de 2011

A ver si nos enteramos





- No hay ninguna chica embarazada y en coma en un hospital de Levante (o de Moscú) porque le hayan quitado los dos riñones y la hayan violado. Es difícil eso de que te echen droga en la bebida. La droga no la regalan así como así.


- No hay bandas de rumanos que te aborden en los aparcamientos del Mercadona para hacerte oler supuestas muestras de perfume, te droguen con éter y te lo roben todo.


- Tommy Hilfiger jamás dijo en el programa de Oprah que odiara a los negros (Oprah es negra, por si no lo habíais notado), a los judíos y a los latinos. Se habría montado un pollo de magnitud indescriptible. El mongolo del Tommy no vendería ni un calcetín si osara afirmar que odia a los judíos, los latinos y los negros. Resulta que algunos (algunos!) son incluso ricos. Y compran ropa.


- Bill Gates no va a donar un céntimo por cada mail que reenviéis con la foto de un niño enfermo de Wisconsin. Esos jodíos niños no existen. O, como poco, han tenido que cumplir ya los 45 años. O se han muerto ya, así que... ni os molestéis.


- Los imanes de nevera no dan cáncer. Tampoco los desodorantes, ni los microondas.


- Los moros que viven en Lleida no cobran 3.000 euros al mes en ayudas. Ni los que viven en ninguna otra parte. Cualquier trabajador social sabe lo difícil que es conseguir una ayuda del estado, para un inmigrante, un oriundo o un marciano. Ese mail no lo escribió una trabajadora social, sino sencillamente un neonazi resentido. Seguramente uno de esos que se queja de la crisis pero no da palo al agua y vive de sus padres.


- Ni hotmail ni facebook van a empezar a ser de pago a partir del mes que viene.


- Nostradamus no predijo el 11-S. Ese día los judíos neoyorkinos sí fueron a trabajar. Ninguna pareja de guiris advirtió a un árabe que se le había caído la cartera y este, agradecido, les advirtió que no fueran a Nueva York el 11-S. Ningún árabe ha advertido tampoco a nadie que no beba coca-cola.


- Ningún etarra agradecido advirtió a ninguna ama de casa que no comprara en grandes superficies en los meses siguientes. No hay comandos terroristas abandonando por ahí mochilas bomba, monederos bomba ni móviles bomba para que nos vuelen las manos al recogerlos.


- No aparecen dedos/ratas/dientes en las hamburguesas de ninguna cadena de comida rápida. Tampoco es cierto que en lugar de pollos y vacas usen lombrices ni engendros sin patas ni cabeza fruto de una mutación genética. Sale más barata una jodía gallina que criar millones de gusanos o fabricar monstruos alterando su ADN.


- En los países árabes no secuestran a las turistas liándolas en una alfombra para vendérselas a un jeque millonario. Acaso Berlusconi, o Briatore necesitan secuestrarlas??? Será por putonas...


- No hay droga en los caramelos ni en las calcomanías. Nunca la hubo.

- Ningún chico se ha despertado tras una noche de marcha y se ha encontrado escrito con carmín en el espejo del baño la frase: "Bienvenido al club del SIDA". Tampoco se ha despertado nadie en una bañera llena de hielo y con cicatrices en la espalda. No es tan sencillo quitarle los órganos a alguien y dejarle vivo.


- El 99% de los textos (iracundos o ñoños) atribuidos a tal o cual escritor, no son de tal escritor. Son de algún tontolaba aburrido a quien nadie leería de firmar con su nombre. Por eso usa el de algún autor conocido.


- Si un cabrito te asalta a punta de navaja en un cajero para que le des toda tu pasta no sirve de nada que teclees tu pin al revés. No va a saltar una alarma en la comisaría más cercana. Si te crees que en dos minutos tendrás a la pasma rescatándote, es que eres bobo. Mejor espera sentado. Y piensa un poco. Crees que como tú tienes el pin 2589, nadie tiene el 9852?? Qué pasa con los que tienen claves capicúa??


- No hay números de móvil de diez dígitos que te endosen facturas astronómicas si osas responderles. En cualquier caso, existe una muy buena costumbre que no cuesta nada y ahorra problemas: no contestes a números desconocidos, no des tus datos a desconocidos, no abras mails de desconocidos, no aceptes copas de desconocidos, no subas a coches de desconocidos ni te largues a casa/un hotel/un descampao con desconocidos. Anormal.

- No hay virus peligrosos escondidos en archivos que se llaman "Urgente", "Hola, soy Pepe" o "Atención: virus". Cuando se propaga un virus peligroso sale en todos los medios. Estas memeces sólo sirven pa que nos compremos antivirus a cascoporro. Si un peligroso hacker quisiera joder a la humanidad entera no crearía un virus llamado "Aviso importante". Cualquier imbécil entiende que lo efectivo es crear un virus que se llame "Orgía lésbica".


- La policía tiene mejores maneras de alertar a la sociedad sobre un supuesto peligro (rumanos armados con éter, drogas en los cubatas, robo de órganos, futuros atentados terroristas) que sentar al agente Ruipérez a teclear mails como un gilipollas. Ni la pasma, ni la ONU, ni el Ministerio de Interior, ni el director de ningún Hospital ni los catedráticos de Oxford necesitan recurrir a las imbéciles cadenas de mails para avisarnos de nada. Tienen los medios de comunicación a su disposición. Estos avisos saldrían en la tele, la radio y las primeras páginas de los periódicos si fueran reales.


- No importa que los mails vengan "firmados" por expertos, médicos, científicos o mariscales de campo. Es todo mentira, siempre. Quién puede creerse que un Profesor de la Universidad de Almería use la palabra "freezer" en lugar de "frigorífico"??? Somos idiotas, o qué??? Si nos molestamos en hacer un par de búsquedas en Google descubriremos que las direcciones de Hospitales, Universidades, Organismos Oficiales, Consulados, etc, también son falsas.


Si la peña se tomara un triste minuto de su vida en usar la cabeza, comprendería que estas leyendas urbanas no tienen ni pies ni cabeza. Y entonces no nos amargarían a los demás reenviándonos una y otra vez semejantes gilipolladas. Así que, por favor (por favooooooor) usad más la cabeza y menos el ratón. Gracias.

6 comentarios:

Blog A dijo...

Alguna que comentas no las conocia, pero cuando abrí la de número pin no puede parar de reir, y pense lo mismo de los capicua.
yo he escrito a mis amigos algo como esto para que dejaran de enviarme correos chorras todas las mañanas, pero algunos ni se enetran, creo que voy a copiar tu entrada y empezar una cadena jajajaj

Nebroa dijo...

Que utilicemos qué? La cabe qué? te refieres a pararnos a pensar? A reflexionar para saber si esas verdades que nos dicen son verdades de verdad!? Pero bueno! tú en qué mundo vives mujer de diooos!! Acaso no es mejor tragar con todo lo que nos cuentan para así tener más tiempo libre para ir de compras!?!? Ay, qué mujer!!!

Juan dijo...

Jajajaja. Me has hecho pasar un magnífico rato.

¿Y cuántas veces has sido la visitante 1.000.000 de la página y te regalan un BMW?. ¡¡¡No sé lo que voy a hacer con los 3000 BMW que me han tocado.¡¡¡.

¡Quiero ser el visitante 734.876 por una sola vez.¡

Lenka dijo...

Yo también lo he intentado, Montse, en serio. De vez en cuando respondo a algunos de esos mails chorras para desmontarlos. Incluso mando datos a la persona que me los envía a mí ("mira, este es el organigrama del hospital de no sé dónde, y como ves no sólo Fulano de Tal no es su director, sino que la directora es una tía desde hace diez años") pero no sirve de nada. Comprobado. Es inútil, se pierde el tiempo con estas cosas.

Ayns, Nebroa de mi arrrrma. Vas a tener razón. Las chorradas sobre rumanos malotes, chinos que nos sirven a sus muertos con arroz (mira, esa se me olvidó), hamburguesas infectas o avisos policiales se han convertido en el coco, la bruja y los ogros de nuestra era. Y es que somos tan rematadamente gilipollas que nos lo creemos, joder. Es más, estamos deseando creérnoslo. Valga un ejemplo: hace algunos años una compi de un cursillo de informática me JURABA que ella había visto lo de Ricky Martin, la niña y el perro. Me lo JURABA. No que lo hubiera visto su cuñada, no, que lo había visto ELLA. Pues fue inútil razonar. Fue inútil decirle: "pero pava, que ese programa NO ES en directo. Que está grabao, joder. Que ninguna cadena de televisión del mundo se arriesgaría a meter cámaras en casa de nadie en directo y que esa persona apareciera con una pilingui, con un querido, tirándose pedos o en pelota picada ante toda España porque de repente las medias le dieran urticaria y se las quitara en el ascensor. Que es que no puedes hacer esas cosas. No puedes ponerle a alguien una cámara y arriesgarte a que, en lugar de una escena chachi emotiva, se te asuste al ver al Ricky en su habitación y le meta una coz en los morros al grito de "socorro, policía, un violador".

Y si, evidentemente, un programa así JAMÁS es en directo, en el hipotético caso de que lo del Martin hubiera pasado NUNCA EN LA VIDA se habría emitido. Y, por lo tanto, NADIE lo habría visto JAMÁS. Pues nada, ni por esas. Que sí que se había emitido y que ella lo había visto. Y te lo juraba convencida. Y la situación era delirante y absurda. Una tía jurándote por su madre y mirándote a los ojos mientras tú sabías que te estaba mintiendo. O, como mínimo, que había llegado a creerse ella misma una mentira absurda. Y lo peor es que era yo la que estaba pasando un mal rato, porque es muy feo meterse en un jardín en el que no puedes darle la razón a alguien (porque te está diciendo una gilipollez totalmente falsa) pero tampoco tienes el cuajo de espetarle: "pues sí, chata, siento decirte que mientes o sueñas en colores". Pues hasta ahí llega la cerrazón de la peña. Así que, tienes razón. Qué coño hago yo pidiéndole al personal que razone???

Uy, Juan, a ti también te tocan los BMW???? Jo, qué casualidad!!!!!
Chico, con la crisis que hay no sé qué hacemos que no aprovechamos nuestra increíble suerte y montamos un concesionario!!!!!!
;)

Nebroa dijo...

Lenka, es que es flipante, es tan grotescamente extraño que, porque sé quién soy y dónde estoy, pero te juro que lo más normal sería caer rendida ante la evidencia y claudicar. Creértelo igualmente. Como ellos, porque es tan fácil! Ohhh... Me acabo de indignar yo sola!
Y mira que estoy en etapa optimismo, y mira que aun creo en la revolución interior extensa, mira que aun creo que hay milagros, que hay pasta y base para crecer y evolucionar... pero madre mía el trabajo que cuesta no echar por tierra las utopías propias y dejarse vencer por la ignorancia.
No nos gusta pensar, no nos gusta preguntarnos, no nos gusta mirarnos. En general, hay una oleada de 'dime qué quieres que piense que lo pienso ahora mismo'.
Respecto a tu compañera de conversación, yo he llegado a pensar que efectivamente de tanta mentira que afirma y cree como verdad, oye, lo mismo el cerebro le ha reproducido en la memoria la imagen misma de lo que dice que vio!! Prefiero pensar eso, creer que la mente hace lo que tú quieras que haga antes de pensar que simple y llanamente están tan absorbidos por la mentira que en el colmo de la falsedad no sean capaces de reconocer que eso no existió jamás!! Ufff...
Sigo indignada!! jajaj me calmo, ya me calmo!!

Lenka dijo...

Entiendo que te cabrees. Todo esto forma parte (creo yo) de un conglomerado complejísimo que nos hemos montado para ser lo más simples que podamos (valga la paradoja!)

Tenemos redes sociales para estar comunicados al momento con pila de gente, pero eso nos permite resumir nuestras relaciones en un "qué asco de lunes" y catorce "me gusta". Ahora incluso sabemos cuántos amigos tenemos exactamente (porque nos los cuenta el facebook).

Tenemos móvil para estar localizables, así que nos pueden llamar los de siempre para hablar de lo mismo de siempre. "Hola, soy yo, qué haces, voy en el bus, llego en media hora y te llamo".

Nunca hemos tenido tantas herramientas para relacionarnos, y al final saturamos de tal manera que hay que invemtarse el "silenciar", el "buzón orange" y el "aparecer como desconectado" pa que la peña nos deje vivir. Nos leemos los muros de to dios, cuando deberíamos estar de cañas, riéndonos, oliéndonos y dándonos un abrazo. Tenemos agregados incluso a los ex con los que acabamos como el culo, a las petardas del colegio que nos caían fatal y a parientes a los que no vemos desde una Comunión de alguien en el año 81, pero si nos cruzamos con un vecino apenas le gruñimos un saludo.

Cuando quedamos con gente (por fin) para charlar en directo, nos metemos en bares con la música a un volúmen propio de enfermos mentales, así que tenemos que comunicarnos a gritos. Por la calle llevamos cascos con más música a to meter, porque nos da por culo que nos hable la paisana de al lado en la parada del bus o escuchar la enésima conversación gilipollas de móvil del día.

Tanto tanto ruido, que diría el Sabina! Pasamos la vida preocupaos por las vidas de otros, asomaos a una pantalla que nos informa de si un tontolcipote mete goles, una petarda se divorcia o un carnicero de Matalascañas del que no sabíamos nada hace quince días (ni nos importaba una mierda) gana un concurso de comer flanes.

Estamos todos jodidos de la cabeza, etiquetaos, con fobias, medicaos, deprimíos, con estrés, con ansiedad, comiendo mal, durmiendo mal, quejándonos del curro, de los putos guajes, de la familia porculera, de los vecinos, de la sociedá, de que si el sistema me obliga a llevar la 36, de que si la superwoman y el metrosexual, de que si no es culpa mía, la culpa es de la publicidá, nos da la bajona con la hipoteca, con no poder cambiar el coche, ni irnos a Cancún, nos da más bajona porque el churri que queremos no nos quiere y porque el asqueroso de Peláez tiene un chalé y yo no...

Mogollón de ruido. Pa no oírlo celebramos los goles, andamos pendientes de si la Esteban menstrúa o no, lloramos de emoción con la boda de Guillermo y Catalina, oímos música a to trapo, ponemos verde al de al lao, soltamos opiniones megasesudas e iluminás en tos los foros de internet, escribimos un blog, organizamos el bautizo de la Jessy, vamos a las rebajas a pegarnos con las paisanas, jugamos a la play, chillamos en los bares, comemos como marranos, bebemos como esponjas, fumamos como chimeneas, follamos poco y mal, sudamos en el gimnasio, mandamos sms pa votar en eurovisión y andamos cada vez más emputaos!!!!

Y en medio de todo este cristo de nobles causas... tovía nos queda tiempo pa las sandeces estas!!!! Por si no andamos lo bastante encabronaos con el mundo todavía nos pone la mera posibilidad de que los moros de Lleida se tiren a nuestras mujeres y chupen del estao a costa nuestra o de que a la Obregón le estallara una teta. Nos encanta todo eso. To lo que sea ruido y nos tenga la mollera demasiado ocupada pa pensar. Pa qué nos vamos a parar un segundo con nosotros mismos mirando pa dentro, si podemos mirar pa la Campa?? Pa qué escuchar a la parienta pudiendo escuchar al Mourinho?? Pa qué plantearnos si estamos llevando la vida que de verdad queremos cuando podemos comentar si Ricky Martin estaba o no en un armario mientras un perro merendaba?????

XD XD XD

Que nos va la marcha, tía!!!!